No busques a la persona más bella del mundo…