Los errores no se niegan, se corrigen