Lo que no veas con tus ojos, no lo inventes con tu boca