Los errores se asumen, las experiencias se viven