No siempre uno necesita un consejo…