sábado, febrero 17, 2024

Compartir las semillas

Compartir las semillas.

Un hombre tenía un sembrado de flores estupendas; cada día salían de su cultivo centenares de paquetes a vender a la ciudad con las flores más bellas y fragantes que nadie pudiera conocer.

Este señor, año a año, ganaba el premio a las flores más grandes, bonitas y de mejor calidad, y como era de esperarse era la admiración de todos en la región.

Un día, se acercó un periodista de un canal de televisión a preguntarle el secreto de su éxito, a lo que el hombre contestó:

– Mi éxito se lo debo a que, de cada cultivo, saco las mejores semillas y las comparto con mis vecinos para que ellos también las siembren.

– ¿Cómo?- respondió el periodista- ¡Pero eso es una locura! ¿Acaso no teme que sus vecinos se hagan famosos como usted y le quiten su importancia?

El hombre dijo:

– Yo lo hago porque al tener ellos buenos sembrados, el viento me va a devolver a mi cultivo buenas semillas y la cosecha va a ser mayor. Si no lo hiciera así, ellos sembrarían semillas de mala calidad que el viento traería a mi cultivo y cruzaría las semillas, haciendo que mis flores fuesen de mala calidad.

Es necesario compartir nuestras mejores semillas de cualidades y virtudes para así obtener una cosecha excelente de una sociedad mejor.

 Reflexiones de Vida:

Facebook Comments Box
ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

REFLEXIONES CRISTIANAS

Compartir las semillas