Recuerdo eterno


En noches como esta con todas la fuerzas que alimenta el deseo de este terco corazón desearía poder olvidarte dejarte, en ese lugar donde ya no lastime tu imagen, dejar los suspiros congelados en el tiempo, dejar de pensar en esa sonrisa que me hacía feliz, tal vez soñar que mañana será mejor, tu recuerdo tan solo sea un suspiro efímero de media noche, que hacer, a donde debo acudir, para sacarte de aquellos instantes de mi vida, en los que tu presencia aparece bañando mis sentimientos, como olas que chocan por escapar de ese mar de tormentas. 
Reflexiones de Vida, Como desaparecer esto que brota como dulce manantial que ahoga mis ojos en lluvia amarga que desgarra la misma soledad, llega una noche más anunciando el dolor, me abraza como lo hace la sombra con la montaña, en la soledad de aquella habitación el silencio besa los labios y abraza la ausencia, donde esta esa poción mágica llamada olvido la quiero beber lentamente así mismo como desapareció tu amor, se escapó junto a tu indiferencia. 
Se fugó ese pequeño mundo que cada noche inventamos tú y yo, se fue con el silencio dejando una pregunta con las alas rotas, vagare en la brisa que refresca los trigales, seré una noche de tormenta que arrasara con los jardines de la esperanza, ese horizonte que se oculta tras las montañas que desde la distancia te observa en silencio, cuando cae el alba seré dolor que marca el alma, seré lluvia en los ojos de la desilusión. 

Este tonto corazón se niega a olvidar no le importa que tú ya lo hayas dejado como un simple recuerdo, que vaga en tus pensamientos efímeros por mí, que hacer para dejar todo esto que lastima en el pasado, que sea solo recuerdos de noches de nostalgia, para ti no soy más que un simple recuerdo de una noche de copas, me has dejado en compañía de tu ausencia, tu indiferencia besa mi alma, en noches como esta desearía poder desaparecer tu recuerdo como la espuma de un rio en un día de sol.
Esta noche vagare en la soledad, en el dolor del abandono, en las caricias del llanto, esta noche abrasare el silencio, me cobijare que esos sueños perdidos en la ausencia, esta noche grito al viento jamás te olvidare así tú ya me hayas olvidado tú serás para mí, un eterno recuerdo.
Compartir en Google Plus
Comparte esta reflexión en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada